El futuro de la televisión está online y a la carta, que no quepa duda

Aunque no manejo muchas estadísticas, creo que no me arriesgo mucho en decir que de aquí a 5-10 años pasaremos más tiempo viendo vídeos en Internet que viendo la parrilla de televisión para ver qué echan esta noche. La era de la televisión programada, con su programación de bajo presupuesto, su concepto de telerealidad para lelos, sus películas y series TV repetidas hasta la saciedad (ni siquiera respetan la cronología de las temporadas y pegan salto del capítulo tres de la cuarta temporada al quinto de la primera… que triste), su publicidad sofocante, su falta de creatividad y talento está probablemente viviendo su última década.

Me mojo, aunque no tiraré al niño con el agua del baño. Hay cosas buenas y cosas malas en la programación, pero es el concepto mismo de televisión, tal como lo conocemos desde hace décadas, está abocado a la desaparición. Personalmente, paso de mirar las series TV en la televisión, voy a Series Yonkis y demás páginas web para ver series TV y películas online. Y no lo hago porque sea un delincuente audiovisual (para algo tengo la televisión digital de ONO…aunque me da a mí que me va a durar más bien poco), sino porque estoy harto de que me quiten las series TV sin previo aviso o mezclen las temporadas cuando en Internet puedo verlas sin espera y sin perderme nada. Es más… cuando un canal nacional como Cuatro destroza la ilusión de miles de adictos a Lost comiéndose varios minutos del último capítulo que pone fin a una de las series más seguidas del momento,… es como para plantearse pasar de ellas y buscarlas en Internet. Respecto a las pelis, son refritos de bajo presupuesto o blockbuster que todos hemos visto una y otra vez.

Pero hay más motivos para dejar de ver la televisión tradicional. Entre otros motivos está esa ingente cantidad de tiempo ocioso que pasamos delante de la pantalla esperando a que empiece nuestro programa, tragando publicidad por un tubo. Pago para ver la televisión con ONO y aún así, la publicidad en La Fox o Discovery crece mes a mes… me provoca rechazo, y eso que estoy dispuesto a ver uno o dos anuncios pero no quince minutos como en los canales nacionales, desde Tele 5 hasta la Cuatro pasando por la Sexta. Tanto reclamo publicitario me empacha. Por otro lado, la calidad de capa caída de ciertos programas hace que prefiero pasar de ellos y sólo ver los mejores momentos al día siguiente navegando por YouTube y las propias plataformas a la carta que los propios canales de televisión han puesto en marcha con más o menos éxito y acierto últimamente.

Son tantas las opciones disponibles para ver películas y series TV online, o canales de web tv de todo el mundo, que poco a poco me voy alejando del LCD para ir al ordenador (en realidad conecto el portátil al LCD y disfruto en el televisor de todo el contenido de vídeo disponible online desde cualquier parte del mundo). De hecho, soy uno más de miles de usuariosque ahora mismo confirman una tendencia: el vídeo online desembarca en tu televisor. Hace unos días fue presentado Google TV que trata de llevar la web al televisor, una idea nada nueva pero como es Google, hizo mucho más ruido que cuando DivX presenta su plataforma DivX TV para TV por ejemplo, LG con su sistema NetCast o Panasonic con VieraCast u otras tantas iniciativas.

La televisión online a la carta ya existe, sólo le queda por dar el último paso, y ése es llegar a tu televisor. Proyectos y plataformas como XBMC, Boxee, Plex, ADNStream, Joost o bien Telebision, entre otros muchos, han allanado el terreno de la televisión online a la carta. Hoy, puedo decir que miro más vídeos online que la televisión tradicional. Y no soy el único, The Diffusion Group ha llevado a cabo un estudio entre 2008 y 2009, sacando interesantes conclusiones. Por ejemplo, el tiempo pasado en ver vídeos online entre los usuarios ha pegado un salto del 52%. En base a este resultado, creo que no me quedo corto con mi previsión a 5-10 años. Ganamos en libertad de horario, en calidad y diversidad de programación… por fin, retomamos el control sobre la televisión.

Esta tendencia se verá acelerada por la adopción de dispositivos que conectan Internet a la televisión, como el sistema Google TV por ejemplo. La migración de la audiencia desde los canales de televisión tradicionales se hará progresivamente. Por ello, auguro una profunda reestructuración del sector en beneficio de lasproductoras audiovisuales como por ejemplo El Terrat ya que podrá hasta tener su propio canal online y ver su base de telespectadores aumentar en detrimento de la de los canales de televisión tradicional como meros soportes y, lo que son, canales de difusión… larga vida a la televisión online, larga vida a la televisión a la carta. Los canales genéricos como Tele 5 o Cuatro van a tener que encontrar una forma de seducir a las productoras audiovisuales, construir una imagen de marca fuerte y sobre todo invertir en calidad. Pero no esperes a Google TV, ningún técnico va a venir tampoco para instalarte cientos de canales de web TV en tu televisor. Una forma rápida y elegante de ponerte al día es primero, instalando una plataforma mediacenter tipo XBMC, Plex o Boxee en tu ordenador, y sgundo, usando un plugin como por ejemplo los excelentes tvalacarta o pelisalacarta… ¿quieres saber qué es lo que te pierdes? Entra a ADNStream y lo sabrás con un solo vistazo. Evidentemente, hay muchas otras opciones de las que no os he hablado en este post, pero poco a poco los iremos analizando a fondo. Lo importante por ahora es que hagas tuyo la siguiente oración:  “Es hora de elegir qué quieres ver y cuándo lo quieres ver”.