Captura de pantalla 2014-11-13 a la(s) 19.27.35

Televisores con pantalla curva,… ¿capricho consumista o innovación real?

Captura de pantalla 2014-11-13 a la(s) 19.21.11

“The Curve Changes Everything” es el eslogan publicitario usado por Samsung para vendernos televisores curvados. Pero en la práctica… ¿impacta realmente en la calidad de la imagen el hecho de contar con una pantalla curvilínea? Lo cierto es que los fabricantes, esencialmente LG y Samsung, no pecan por falta de labia y oratoria al hablar de su proeza técnica de curvar la pantalla. Un momento… puede que han pasado a mejor vida pero muchos aún los recordamos, los televisores de tubos catódicos. Sí, los TV de toda la vida ya tenían pantalla curva.

Eso sí, eran televisores convexos y ahora lo que nos propone la industría es invertir la curva hasta lograr una línea cóncava. Todo parecido es pura coincidencia, lejos de sufrir pura ingenuidad infantil ya estarás formando corrillo para comentar la jugada… ¿es una artimaña de marketing consumista para dinamizar el mercado? Algo para paliar la falta de respuesta del mercado doméstico frente a la tecnología 3D. También es verdad que estamos viviendo otro salto de definición con la llegada de televisores 4k, o mejor dicho con resolución UHD.

Es posible que los fabricantes quieran acompañar este salto de calidad, salto que también se traduciría en dejar atrás las pantallas de LED para las OLED, seduciendo al consumidor con un bonito envoltorio ya que si lo miramos desde ese ángulo… la pantalla curva sería la guinda del pastel para renovar un parque de televisores en fase de desobediencia programada; es mi guiño a lo de la obsolescencia programada de la que todos hemos oído hablar. En tiempos de crisis aguantamos al máximo con nuestros televisores LCD o de Plasma.

  1. Bueno, ya va siendo hora para mi de desgranar las virtudes que se les atribuye a estos televisores con la pantalla curva. El mayor argumento de venta es que se obtiene una experiencia de visionado envolvente con una calidad y profundidad de imagen más realista. Algo así como ver la tele 3D sin llevar gafas, con visión panorámica. Esa sensación de inmersión tiene su explicación en el ángulo y campo de visión más amplio. Por si fuera poco, esa curvatura de la pantalla podrá ser ajustable según el modelo, de modo que se adapte a la distancia de visionado.
  2. La segunda gran ventaja que nos vende la industría es una menor alteración de la imagen dado el menor impacto de reflejos de luz ambiental. Esto se conjuga de maravilla con un contraste más acentuado y el menor consumo ya que al no reflejar la luz directa requiere de un brillo menor; algo que tiene sentido en los smartphones pero pierde fuelle si nos referimos estrictamente a los televisores de salón. Ligado a ello va lo de la fatiga ocular que disminuye… todo por el bien de una sensación envolvente o inmersión total como en el cine.

Seguimos con el tono de mi pregunta inicial… ¿no estará dando la industría palos de ciego tratando de crear una necesidad artificial meramente consumista? Primero esta tecnología tiene un precio elevado… ¿y cuál no lo ha tenido? Pasamos al siguiente argumento de los detractores: si te alejas del televisor pierde esa sensación envolvente y sólo funciona de forma limitada a una distancia x y un determinado ángulo. O sea que es necesario estar cerca de la pantalla o bien hay que comprar un televisor de mayor tamaño para no perderse ese efecto envolvente. Estos argumentos de venta serían un mero truco en esta temprana etapa de desarrollo.

Captura de pantalla 2014-11-13 a la(s) 12.19.43

Nunca le preguntes a un peluquero si necesitas un corte de pelo. Lo ideal es probarlas para hacerse una idea, así que os invito a visitar una tienda que vende electrónica de consumo para poder ver esos TV con curvatura. Así lo hice, y sinceramente a mi entusiasmo inicial le sucedió otro temple más moderado; pasa cuando te lo venden como innovación. La apostaron todo al argumento de la inmersión, pues bien… a una distancia corta sí se nota pero a medida que te alejas a la distancia habitual del sofá desaparece y hasta diría que ni se nota la curvatura. Eso sí, a nivel estético lo peta; está claro que el ser humano está más atraído por las curvas que por los ángulos.

Hay que recordar que esta tecnología está dando sus primeros pasos, pero me da a mi que ha venido para quedarse. Habrá televisores de pantalla plana y otros de pantalla curva, o más bien pantallas curvas que se podrán adaptar siendo planas cuando no las usas hasta curvarse naturalmente detectando nuestra distancia respecto al televisor; esto ya es ir adentrándose un poco en ciencia ficción, aunque la realidad siempre acaba superándola. La curvatura de la pantalla es muy sutil, y si bien envuelve la imagen todavía no me envuelve a mí dentro de la película. Para disfrutar de ello hay que acercarse o tener una pantalla de un tamaño mayor a 50 pulgadas… claro está, cualquier tiene hoy la economía como para desembolsar el pastizal que valen.

Captura de pantalla 2014-11-13 a la(s) 19.31.57

Respecto a los reflejos… pues una tienda no es lugar para juzgar del brillo de un televisor. Primero ya que los comerciales exageran los ajustes y segundo por la cantidad de luz artificial que hay en la tienda. En mi salón de casa veo la televisión en total oscuridad. Así que sí, reflejos he visto pero no es pertinente ni mencionarlo. Para mi la autentica innovación viene de los paneles 4k o UHD y de la tecnología OLED que sí trae su lote de ventajas: rango de colores más vivos, mejor brillo y contraste ya que los píxeles emiten luz de forma directa y menor consumo. Volviendo al tema de los reflejos, ahí sí que son menores ya que las pantallas OLED, al emitir su propia luz, ofrece más potencia de luz visible bajo cualquier tipo de luz ambiente.

Así que, para mi, las pantallas curvas son el bonito envoltorio de la tecnología que ya está aquí, la alta resolución UHD 4k acompañado de paneles OLED. ¿Pantalla plana o curva? Si el precio es similar, curva de cabeza. Total, ya las tenemos en las salas de cine. De lo contrario, dudo mucho que se aproveche realmente a la hora de disfrutar de las películas; a no ser que compres un modelo muy grande o mires la pantalla de cerca… En definitiva, pienso que todos los beneficios avanzados por la industria a la hora de promover sus pantallas curvas se pueden atribuir también a la tecnología OLED ya que efectivamente cuenta con un brillo, un ángulo de visión y una velocidad de respuesta superior a la tecnología de LED. En cuanto al contenido disponible en 4k, es otro debate.