Captura de pantalla 2015-03-12 a la(s) 18.57.09

Extiende la vida de tus baterías con estos 5 trucos

Captura de pantalla 2015-03-12 a la(s) 18.57.38

El reproductor de audio me suele durar una semana o dos, el Amazon Kindle unos meses pero la tablet y el móvil… ¡esto es un infierno! La tecnología móvil evoluciona a grandes pasos pero las baterías se están quedando sin fuelle. En este artículo no os hablaré de los típicos trucos como desactivar el GPS o la señal bluetooth y el WiFi, ajustar el brillo de la pantalla y demás. Sino que daremos un repaso a los consejos que vienen de fábrica con cualquier gadget que tenga batería Li-Ion.

Aunque no seamos consciente de ello, maltratamos a diario a nuestras baterías dado que existen muchos mitos respecto al mantenimiento de las baterías, mitos que seguimos al pie de la letra… algunos. Antes de empezar, ten en cuenta la capacidad de la batería antes de comprarte un gadget, aunque es cierto que también importa saber que de la eficiencia de nuestro s.o. y apps dependerá la duración y capacidad de nuestras baterías.

Pero esto no lo es todo… las conexiones de datos, los juegos y las benditas pantallas táctiles también son parte de los devoradores de energía. Dije que no íbamos a hablar de ello yo, para eso tenéis ese otro post. Hablaremos de la forma correcta de cargar sus baterías, en especial la de los smartphones, del calor asesino del que huir a toda costa si no quieres acabar con las celdas fritas o de la cordura de usar o no el portátil sin la batería o de los tan deseados cargadores inalámbricos.

  1. no apures tu batería fuera de su zona de confort, ¿y esto qué significa? Apuesto a que casi todos estáis cometiendo el siguiente error: apurar la batería hasta caer debajo de los 10% de su capacidad antes de enchufarle el cargador. Craso error, la carga óptima de las baterías de iones de litio a.k.a. Li-Ion se hace entre el 40% y el 70% de su capacidad. ¿Por qué? Este tipo de batería son eficientes pero su descarga casi completa genera daños en las celdas; por ello es mejor cargarla cuando llega cerca de su nivel crítico… 40%.
  2. deja la batería a media carga si no la vas a usar, ¿y esto qué significa? Si no vas a usar tu dispositivo o gadget durante un periodo de tiempo superior al mes, las vacaciones por ejemplo, lo peor que puedas hacer es dejarlo cargado a tope o totalmente descargado. Ni lo uno, ni lo otro. Lo mejor es dejarlos a media carga, es decir al 50%. ¿Por qué? Si la carga es completa puede reducir su rendimiento mientras que si lo dejas descargado se puede dañar las celdas. Lo mejor es dejarlo al 50%, apagar y dejarlo en un lugar fresco y seco.
  3. desconecta la batería del portátil y usa el enchufe, ¿y esto qué significa? Siempre que puedas, si tienes un enchufe a tu alcance, trabaja con el portátil sin la batería. A ver, no me malinterpretéis… las baterías de iones de litio no se dañan por estar conectadas a la red eléctrica dado que tienen un circuito de control que las desconecta una vez cargadas PERO… el enemigo de las baterías es el calor. ¿Por qué? El alto voltaje de una batería cargada al 100% y enchufada al cargador produce estrés a las celdas; o lo desconectas o trabajas si batería.
  4. no expongas las baterías a altas temperaturas, ¿y esto qué significa? Dejar el móvil en la guantera del coche una tarde de verano es un asesinato en toda regla. Si bien el frío no degrada para nada a las baterías, no es así con el calor; sobre todo pasados los 35°C. El calor degrada la capacidad de las baterías de tipo Li-Ion. Y no sólo deberías temer al sol, sino también a los juegos y demás apps que hacen que el móvil se caliente. Existen aplicaciones que hacen el seguimiento de la temperatura de tu móvil y toman medidas para bajarla.
  5. no dejes cargar el móvil con la funda puesta, ¿y esto qué significa? Es una extensión del punto anterior, dejar el móvil cargando de noche con la funda puesta podría ser un problema. El calor generado en el proceso de carga necesita ser ventilado, y si el diseño de tu funda lo impide se recalentará. También algo así pasa con los cargadores inalámbricos, generan calor y a la larga esto afectará a la vida útil de tu batería; es recomendable usar un cargador de cable de estos de toda la vida, y esperar a que mejore la tecnología.

El efecto memoria… ¿cómo? Olvídate de ello, no existe tal cosa con las baterías Li-Ion. Aún así nos dejó en herencia muy malos hábitos como la realización de cargas y descargas completas que, como lo hemos visto en los dos primeros consejos, es lo peor que podamos hacer si queremos alargar la vida de nuestras queridas baterías de iones de litio; suelen tener una vida útil de unos 3-5 años, aunque lo más probable es que cambies de móvil antes.. El futuro pertenece a otros tipos de materiales y tecnologías como el condensador de silicio o el grafeno, mientras tanto seguiremos religiosamente estos consejos. Amén.